Saturday, August 23, 2008

Agramonte

“El gobierno que con su centralización absoluta destruya ese franco desarrollo de la acción individual y detenga la sociedad en su desenvolvimiento progresivo, no se funda en la justicia y en la razón, sino tan sólo en la fuerza; y el estado que tal fundamento tenga, podrá en un momento de energía anunciarse al mundo como estable e imperecedero; pero tarde o temprano, cuando los hombres, conociendo sus derechos violados, se propongan reivindicarlos, irá el estruendo del cañón a anunciarles que cesó su letal dominación.”

No seamos mal pensados. Esto fue escrito por Ignacio Agramante que no podía saber lo malo que se iba a poner la cosa. Esto lo encontré gracias a Rosa Ileana que siempre anda tratando de lanzar la flecha bien lejos.

4 comments:

Yoana said...

Que vigencia la de sus palabras, ni que hubiera tenido una bola de cirstal!

A Cuban In London said...

Como Marti, no creo que Agramonte quisiera el socialismo. Los héroes del siglo XIX siempre me parecieron, cuando los estudiaba en la escuela, que tenian la cabeza bien puesta sobre los hombros. Claro, comentarios como este nunca tuvimos la oportunidad de debatir, pero se ve bien que a pesar de lo mucho que querian independizarse de Espan-a, no querian adoptar un sistema, que a la larga, les traeria mas problemas y limitaciones.

Buen "descubrimiento", Al. Y gracias a Rosa, también.

Saludos desde Londres.

Anonymous said...

Excelente!..a cañon limpio es lo que vendrá si no se apuran un poco.
Saludos Al.

GeNeRaCiOn AsErE said...

Estos próceres nuestros no paran de asombrarme. Aun me quedo perplejo con eso de que Céspedes fue el abogado de Chopin, durante el tiempo que viviO en París.

saludos Al,
tony.