Monday, January 12, 2009

Chiste contrarrevolucionario Quebecois


Los jefes de los 3 partidos principales de Quebec sobrevuelan el país en un avión. Uno de ellos dice que si tira un billete de 100 pesos va a hacer feliz a alguien. Otro responde que si tira 10 billetes de 10 pesos haría feliz a 10 personas y el tercero dice que tirando 100 billetes de a uno harían feliz a 100... Entonces el piloto le pregunta al copiloto:
-Que te parece si los dejamos caer a los tres y hacemos feliz a 8 millones?

Foto: Grisú.

18 comments:

lola said...

Jajaja, ese es un chiste que tiene múltiples variantes, aquí también tenemos uno, y es algo que podríamos aplicárselo a la gerontocracia cubana. Por cierto, están diciendo que el hombre ya pasó a mejor vida, o peor, según se mire, Chávez no hace más que hablar en clave ¿estará preparando a la gente?
Un saludo,

Yuya said...

Los chistes son la realidad en camuflaje, por eso los adoro. El pilota es un genio.
Ese gato es maravilloso, tiene una combinaciòn del collarsito, con el cascabel y los ojos, vaya, te la comiste ahì con ese verde.

Un saludo desde Roma:)

A Cuban In London said...

Chama, te van a coger preso :-)! Muy buen chiste.

Saludos desde Londres.

Anonymous said...

Al:en Quebec es tan fuerte el sentimiento separatista que la mayoria le autodenomina:Pais?
Disculpa mi ignorancia,pero me interesa saber si vuestro "conflicto" territorial en tan agudo como el "asunto Vasco"
Un saludo ROBERTO

Betty said...

;-))) este me suena a adaptación quebecois a otra locación Al, a que sí?

qué miradita felina tan directo al lente, los iris verdes impecables, saludetes

chiquitacubana said...

la culpa es de ese precioso gatico? jajjaja muy buen chiste, a ver su tiramos a los de la habana.

un abrazo Algodar.

Al Godar said...

Lola: A mi también me parece recordar alguna otra versión del cuento. Que el santísimo te escuche y llame a tan ilustre personaje.
Yuya: El collar fue idea de mi esposa. Lo ojos son naturales, pero estoy seguro que alguien va a pensar que son photoshopeados.
Cuban: Aqui hay un gran irrespeto por los pobres dirigentes que a diferencia de los nuestros, ni son eternos ni tienen poderes ilimitados.
Roberto: Esto es realmente otro país. Eso no me cabe duda. Lo del separatismo ha decaído mucho y la mayoría dice que asi estamos bastante bien. Hace un tiempo esto se puso feo y violento, pero en estos momentos está tranquilo.
Betty: Claro que me hizo acordarme de quien tu sabes, aunque creo que ya él no viaja en avión. La cámara es de esas que pestañean el flash antes de tirar para que uno cierre la pupila y no salgan rojas. Buenas para eso, pero acaban con la batería...

Gracias por pasar,
Al Godar

guillermo aldaya said...

Saludos desde Rio de Janeiro. Y gracias por el buen humor
Guillermo

guillermo aldaya said...

Saludos desde Rio de Janeiro. Y gracias por el buen humor
Guillermo

Al Godar said...

Gracias Guillermo.
Buenas tu fotos.
Saludos,
Al Godar

Rosa said...

Bueníisimo! Con 11 hacemos felices a 11 millones, nos hace falta un piloto así. Y que belleza de gato, tengo tantas ganas de tener uno!

Puchungurria said...

Esa camara y ese fotografo empiezan a dar buenos resultados porque el Grisu parece de juguete.

Al Godar said...

El gato es bonito de verdad.
Gracias por venir por aqui...
Saludos,
Al Godar

Aguaya said...

'ta bueno el chiste :-)
Perfectamente "adaptable". Falta el piloto...
Lindo gato, Al!

Willi Trapiche said...

Gracias mil , es super estimulante tener la opinion de los amigos de otro modo no tiene sentido lo que hago un abrazo willi

Al Godar said...

Willi,
Aun en el caso que no te lo reconocieran tienes que sentirte motivado por lo que haces. Tienes muchas fotos realemnete buenas, pero si hubiera que dar una como ejemplo yo escogería estas, o esta otra, etc...
Saludos,
Al Godar

Alba said...

Al, ¡pero que gatico tan lindo! Nosotras acá en casa también adoramos a los gatos. Nuestra consentida se llama Satine y es una gatica negra que unos vecinos abandonaron cuando apenas tenía cinco meses. Nadie la quería porque además tenía un ojito enfermo y parecía tuerta pero con mucho amor, perseverancia y pagando muchas facturas al veterinario -¡claro está!-, conseguimos curarla. Todo eso valió la pena porque mis hijas le profesan mucho amor. Hoy es la princesita de esta casa ¡Qué animales para ser cariñosos!

Saludos,

Isbel

GaviotaZalas said...

Por la cara del gato, creo que él no entendió NA' del chiste....
saluti,,,